ACTUALIDAD

El Montakit Fuenlabrada gana un precioso y vibrante partido ante el Tecnyconta Zaragoza (88-82) y alcanza terreno nunca antes pisado. Siete victorias en nueve jornadas, la mejor marca de la historia de nuestro club en la Liga Endesa



19 de noviembre de 2017
¡¿Pero qué barbaridad es esta!?

Hasta los más optimistas del lugar, entre los que se suele incluir quien esto escribe, nos frotamos los ojos y nos pellizcamos al salir del pabellón o al echar un ojo a la clasificación de la Liga Endesa. Requerimos que de nuevo seamos conscientes de lo que estamos viviendo. Veinte años en la élite y nunca habíamos llegado tan alto. Disfrutemos de esta maravillosa barbaridad.

Pero el orgullo que hoy siente la afición con su equipo no le hace olvidar su pasado. Y así se lo hizo saber a Jota Cuspinera con una atronadora ovación para el actual entrenador del Tecnyconta Zaragoza en su presentación. Nos hemos tomado la licencia de titular esta crónica con inspiración en una de sus frases de la rueda de prensa tras el encuentro.

Y hubo más ovaciones antes incluso de empezar el partido. Para la ONG unoentrecienmil que lucha contra el cáncer infantil y que lucía en las camisetas del equipo en la presentación. Por cierto, aprovecha ahora y ayuda enviando un sms con la palabra UNO al 28014. Y también hubo aplausos encendidos a la foto conjunta de árbitros y equipos con una pancarta que reclama el fin de la violencia machista, una campaña impulsada desde el patronato de deportes de nuestra ciudad.

Y empezó el partido. Y fue bien divertido, como se preveía entre dos equipos que viven al alza. Cada uno con sus armas. Las cartas estaban marcadas desde el inicio y ambos fueron fieles a sus estilos. Marko Popovic y Gary Neal comenzaron en plan estelar, 14 de los primeros 18 puntos provinieron de sus manos. Un inusitado acierto triplista de los nuestros nos dio la primera opción de escapada (18 – 12 y balón), pero los maños restituyeron pronto la igualdad para poner fin al primer cuarto con 20 – 18.

El ramalazo anotador de los visitantes se extendió al segundo periodo y les alcanzó para ponerse por arriba 22 – 26. Pero el toma y daca no paraba y así llegaba de nuevo nuestro turno con un parcial de 10 – 2 para colocar el 32 – 28. El pulso quedaba en tablas con el bocinazo que nos mandaba al descanso con empate a 40. Había sido una primera parte muy dinámica, con constantes alternativas defensivas de uno y otro equipo, ya fuera con defensas individuales o con mixtas de zonas y persecuciones al hombre. Y calidad, mucha calidad, con tapones, triplazos y asistencias de gran nivel, pero sobre todo con un matazo fuera de concurso de Christian Eyenga.

Fue precisamente nuestro jugador congoleño quien abrió el desafío en la segunda mitad con cuatro puntos consecutivos. Pero el protagonismo sería para otros en los siguientes minutos. A un lado del campo nuestra defensa mostraba de nuevo el gran nivel al que nos tiene acostumbrados y comenzaba a asfixiar a los referentes maños (Neal y Blums). Al otro lado de la pista Paco Cruz ofreció un recital de habilidad técnica, lectura de juego y torrente anotador. 13 puntos del mexicano lideraron un parcial de 23 – 7 que nos daba la máxima renta (67 – 52, minuto 29).

Pero tener enfrente a un equipo talentoso y enrachado no te permite celebraciones prematuras. La rauda y corajuda reacción de los maños, liderados por dos bases de categoría como Bellas y García, equilibraron de nuevo el electrónico apenas cinco minutos más tarde (69 – 67). Incluso el Tecnyconta Zaragoza llegó a ponerse por delante a tan solo cuatro minutos de la conclusión (74 – 75).

fuenla zaragoza 17-18 (1).JPG

Era un calco a lo sucedido la jornada anterior en el derbi: gran tercer cuarto que nos pone en clara ventaja, pero seguido de remontada rival que nos mete en aprietos. Normal. Esto es la Liga Endesa. No vamos a arrasar a nadie. Cada victoria hay que trabajársela hasta el final.

Esta vez contábamos con triple aliado. El control de las pérdidas ¡solo 7  en todo el partido! El dominio del rebote con 35 fuenlabreños por 26 zaragozanos. Y, sobre todo, el empuje de la afición. Esa manera de alentar cuando peor pintan las cosas, el aplauso de ánimo tras errar un tiro libre, el reconocimiento a cada esfuerzo defensivo.

Por todo ello también calcamos el decisivo paso adelante que dimos ante rivales como Andorra o Estudiantes cuando ellos se pusieron por delante. Esta vez fueron dos libres de Sekulic, una gran defensa colectiva, una asistencia de Popovic para cesta de Cruz, otra defensa de libro y una circulación de balón magistral que libera a Vargas para anotar un triplazo. 81 – 75 y explosión de júbilo en el Fernando Martín.    

Ojo. Restaban casi tres minutos y había que seguir hasta el final. Así nos lo exigió un Tecnyconta Zaragoza que no dio su brazo a torcer hasta que Ian O’Leary puso el definitivo 88 – 82 con un mate sobre la bocina que rubricaba el trabajo del mejor Montakit Fuenlabrada de la historia a estas alturas de la temporada.

Departamento de Comunicación del Montakit Fuenlabrada.

Fotos de Emilio Cobos.




GALERÍA

fuenla zaragoza 17-18 (2).JPG  fuenla zaragoza 17-18 (1).JPG 

REDES SOCIALES

FACEBOOK

TWITTER

Google +

https://www.paykasabozdurmaa.com/