ACTUALIDAD

El Montakit Fuenlabrada perdió 70 – 81 ante un Valencia Basket que en la segunda mitad expuso todo su potencial físico y ganó desde la defensa un partido que dominamos nosotros en la primera mitad



08 de diciembre de 2019
Cuestión de contundencia

Queda la sensación de que tuvimos la opción de haber asestado un golpe duro a la moral del rival antes del descanso, en unos minutos de magnífica actividad defensiva del Montakit Fuenlabrada que dejó seco el ataque valencianista. Pero no lo hicimos y con 32 – 23 fallamos cinco ataques que nos podrían haber lanzado en el marcador antes de pasar por vestuarios.

Queda la constatación de que cuando en el tercer cuarto las tornas cambiaron, ellos sí mordieron fuerte la presa hasta firmar un parcial de 7 – 27 que nos hizo pasar del +10 para nosotros al +10 para ellos (42 – 52, minuto 29). A partir de ahí los visitantes supieron gestionar esa renta a pesar de nuestras intentonas durante todo el último periodo por igualar el marcador.

Así pues, fue una cuestión de contundencia. De aprovechar la ola favorable.

Es de presumir que aunque nos hubiéramos marchado al descanso con una renta algo más amplia, el Valencia Basket habría vuelto al partido nuevamente. Es un equipazo plagado de internacionales y diseñado para competir en Euroliga que vino a Fuenlabrada jugándose sus opciones de entrar en la Copa del Rey. No se habría venido abajo aunque se hubiera visto con 15 puntos de desventaja.

En cualquier caso eso es baloncesto ficción. Lo que sí fue real y con lo que podemos estar satisfechos es con la sobresaliente defensa de nuestro equipo en toda la primera mitad, especialmente en el segundo periodo. Intensos en el uno contra uno, rápidos de pies y ágiles de manos, bien posicionados y coordinados en las ayudas, y cerrando el rebote con autoridad.

¿Y qué cambio tras el descanso? Pues que todas esas virtudes también las hizo suyas el Valencia Basket. Entonces a nosotros, en explicación de Cuspinera, nos faltó “compartir el balón y abusamos del bote”. Eso propició pérdidas y transiciones ofensivas en ventaja de los valencianos que se traducían en puntos sin que pudiéramos estructurar adecuadamente nuestra defensa. Y así se pasó del 35 – 25 al 42 – 52.

El último cuarto fue un pulso continuo por colocarnos de nuevo con opciones de victoria. Hay que reconocerle a nuestro equipo el empeño, pero también la buena gestión de los valencianos, que fueron capaces de tener la calma para encontrar vías de anotación y frenar nuestros intentos de remontada. El 70 – 77 fue lo más cerca que estuvimos.

Llegan ahora dos partidos consecutivos a domicilio. Exigentes, como todos en esta liga endesa tan competida. Serán el domingo 15 en Zaragoza y el sábado 21 en Santiago de Compostela. A casa volveremos el domingo 29 para recibir al Unicaja en horario matinal. ¡A por ellos!

Departamento de Comunicación del Montakit Fuenlabrada.  

Foto de Borja Benito Hojas.




GALERÍA

RS191894_J12 MKF-VBC Firmar acb Photo - BB Hojas.jpg 

REDES SOCIALES